La Cuarta Revolución Industrial es ya una realidad

Opinión y estudios 26/09/2019

Compartir

Nuestra sociedad ha vivido varios momentos a lo largo de la historia en los que la aplicación de una tecnología ha supuesto un cambio radical en la forma de producir, de tal modo que ha llegado a transformar totalmente la calidad de vida de las sociedades.

En las tres primeras revoluciones industriales, las tecnologías (vapor, electricidad y transistores) impactaron la capacidad productiva reduciendo las limitaciones de la fuerza y la automatización. Y potenciando en gran medida la capacidad manual del ser humano.

La cuarta revolución industrial se diferencia de las anteriores en que por primera vez se centra en romper las barreras del conocimiento mediante la aplicación de Internet de las cosas o IOT – para sensorizar y conectar, capturando así los datos de cualquier proceso- y las tecnologías de inteligencia artificial o IA- para extraer información y conocimiento de los datos, potenciando así la capacidad de decisión y la inteligencia humana.

Por lo tanto, ¿que permite esta revolución? Por mencionar algunos de los casos de uso que emergen de la aplicación de IOT e IA, podríamos hablar de robots capaces de aprender, vehículos autónomos, detección preventiva de anomalías, mantenimiento predictivo, realidad virtual inmersiva, etc.

Todo ello está permitiendo que todo tipo de industrias y sectores productivos mejoren sus procesos, para que sean más eficientes, seguros y puedan incluso predecir las necesidades de su negocio en mejor medida.

Artículo completo